Quantcast

Familiares y amigos velan a Rosalía Mera en el tanatorio

Familiares y allegados de la empresaria gallega Rosalía Mera han pasado por el tanatorio de La Coruña donde durante el día de hoy se vela su cadáver. Tras el fallecimiento ayer de la empresaria y fundadora del emporio Inditex, su cuerpo fue conducido al tanatorio de la empresa Servisa situado cerca del hospital San Rafael y, por expreso deseo de la familia, el túmulo quedó cerrado sobre las 23.30 horas.

Esta mañana, a primera hora, se ha reabierto y amigos, familiares y allegados han comenzado a pasar por el centro a mostrar su respeto y condolencias. Sandra Ortega, la hija de la empresaria que estaba con ella en Menorca cuando sufrió el derrame cerebral que causó su muerte, ha llegado poco después de las 10.30 horas, acompañada de dos de sus hijos.

Antes que ella, una hermana de la fallecida y trabajadores de la Fundación Paideia, la organización sin ánimo de lucro creada por Mera con el objetivo de favorecer la integración social de colectivos vulnerables y la mujer en Galicia, han pasado por el tanatorio. La Fundación Paideia ha cerrado hoy sus puertas en señal de duelo.

Amancio Ortega, propietario del grupo Inditex y exmarido de Mera, llegó al tanatorio sobre las 11.30 horas y ha accedido por la puerta trasera del mismo que la empresa Servisa tiene ubicado frente al hospital San Rafael, en el que a última hora de ayer falleció. Ortega permaneció en el tanatorio hasta las 14.20 horas y regresó pasadas las 19.30 horas, minutos después de que llegase Pablo Isla, que le sucedió en la presidencia de la multinacional textil en julio de 2011. Durante su estancia en el tanatorio, Ortega conversó con varios de los presentes, entre ellos el presidente del Consejo de Estado, José Manuel Romay Beccaría, y también se le pudo ver junto a su hija y a una de sus nietas en la cafetería.

Andadura profesional

Rosalía Mera comenzó su andadura profesional como dependienta de una tienda de moda, para pasar en la década de los 60 a diseñar ropa de trabajo junto a su entonces marido en la firma GOA, embrión de lo que luego sería Inditex. En 1986, tras más de 20 años de matrimonio, ambos se divorciaron. Fruto del acuerdo de separación, Mera obtuvo casi un 7% de las acciones de la hoy multinacional textil. Es la principal de sus inversiones financieras, junto al 5% que controla de la farmacéutica Zeltia. En total, según la última edición de la lista internacional Forbes de millonarios, tendría una fortuna de 4.724 millones de euros, que la sitúan como la mujer más rica de España, además de ser la número 66 entre las principales personalidades del mundo.

En los últimos años, en buena medida gracias a su papel como presidenta de la Fundación Paideia en favor de la integración de las personas discapacitadas (su hijo tiene síndrome de Down), se había mostrado muy activa en reivindicaciones sociales. Así, criticó los recortes presupuestarios en educación y sanidad porque «hacen un flaquísimo favor a la sociedad», apoyó el movimiento de los indignados y se opuso a la reforma de la ley del aborto.

Comentarios de Facebook