Compartir

Vivimos en la edad de la tecnología. Desde que Internet con sus múltiples brazos tocó nuestra rutina personal y laboral, casi cualquier cosa que tengamos en mente pasa por un proceso de digitalización brutal que ha cambiado todos nuestras dinámicas de interacción. ¿O es que te imaginabas 20 años atrás poder hablar con todos tus contactos en un santiamén a través de una aplicación, hacer la compra desde el sofá de tu casa o planear el viaje de tus sueños al completo de forma online? 

El mundo online se ha vuelto indispensable en nuestro día a día. No existe ya casi ningún trabajo, sector o área que no requiera de algún nivel de digitalización o complemento electrónico, en más o menos medida. Este viraje hacia el espectro digital tiene por objetivo dar a conocer nuestro negocio, fomentar la venta de nuestros productos o servicios y generar un engagement efectivo con los usuarios que nos obliga a que como empresarios o emprendedores tengamos en cuenta la importancia de la tecnología. Disponer de una página web atractiva y encarar una parte pronunciada de nuestra estrategia a las herramientas online es indispensable para ganar en competitividad.

La necesidad de conseguir ser competitivos en el escenario online ha generado una auténtica demanda de información digital requerida por todo tipo de negocios que se han tenido que adaptar a las nuevas necesidades de mercado. El surgimiento de alternativas como DigitAlvar ha contribuido muy positivamente a que las diferentes empresas hayan conseguido posicionarse y sacar el máximo rendimiento a sus posibilidades comerciales, todo gracias a maniobras que han puesto en el centro herramientas como las páginas web y las redes sociales.

 

DigitAlvar opera con el objetivo de ayudar a que las empresas y negocios mejoren su marca y su competitividad gracias a una mejor relación con el espacio digital

¿De qué manera trabaja esta agencia de marketing digital? Su equipo de profesionales le da cierta prioridad al diseño de las páginas web como canal inmediato en el que la marca empresarial va a cobrar importancia. No en vano esta plantilla cuenta con un técnico superior de usabilidad web y experiencia de usuario con el objetivo de lograr unos buenos resultados en el tráfico web. Ahí precisamente radica la importancia de este servicio: utilizar la página web empresarial como un salto cualitativo con vistas a fomentar el éxito de la marca y mejorar la operatividad del negocio. 

Para ello son necesarios algunas competencias, como la usabilidad web, mirar por la experiencia del usuario, disponer de un posicionamiento orgánico positivo y fomentar un contenido de calidad que ofrezca un valor añadido con respecto a otras páginas del mismo tipo. Esto va a ser crucial para optimizar los recursos y poder generar una competencia real y efectiva. Es evidente que el marketing digital ha revolucionado las maneras en las que, como empresa, nos damos a conocer al exterior, pero también es cierto que en los últimos años tener una página web no ha sido suficiente (aunque sí imperativo). A este factor se le deben sumar factores trascendentales como la optimización y el posicionamiento en los buscadores, herramientas básicas de nuestro día a día que contribuyen a la segmentación de la oferta y la demanda, facilitando que los usuarios encuentren lo que desean en un tiempo menor. 

Pero este posicionamiento no solo beneficia a los usuarios, sino también al propio negocio. Ser de las primeras opciones en los buscadores – hecho que se consigue con un contenido optimizado a consciencia – recalca el poder de la marca y la catapulta hacia el podium de las preferencias de los usuarios. Como mejor posicionada esté una web, más tráfico generará y, como consecuencia, la marca dispondrá de más nombre y mejorará el impacto comercial de esta.

 

Estos son los servicios indispensables que ofrece esta agencia de marketing digital 

La razón de ser de esta agencia de diseño de páginas en Gijón no es otra que conseguir que las PYMES alcancen sus metas a partir de la mejora de tácticas digitales competitivas en la escena tecnológica actual. A partir de diferentes servicios, lo que se pretende es que un negocio determinado (sin importar el sector al que se enmarque) pueda mejorar su competitividad gracias a las herramientas que proporciona internet. Algunos de ellos son:

Posicionamiento SEM y SEO: El objetivo principal de toda empresa es conseguir clientes. Por lo tanto, la creación y la gestión de campañas en Internet puede potenciar su impacto, a la par que el posicionamiento en los buscadores permite optimizar la página. 

Diseño web: Potenciar la usabilidad y la experiencia que tiene el usuario cuando interactúa con la interface es crucial para mejorar la confianza que este tiene en la marca. Debemos tener en cuenta qué objetivos tenemos a la hora de apostar por unos contenidos u otros. 

Redes sociales: El uso de RRSS es indispensable hoy en día para mejorar la reputación de la marca, darse a conocer como empresa y ofrecer una visión de cercanía.