Quantcast

Qué es el IAE

Cómo te contamos a menudo al hablar de los términos que tienen que ver con el emprendimiento,  darse de alta como autónomo o crear una empresa o sociedad implica conocer las obligaciones fiscales que acarrea. Para ello hay que tener claro a qué se refiere cada término. El IAE es uno de estos términos, se trata de un  acrónimo de Impuesto de Actividades Económicas,  es decir, uno de los impuestos que en determinadas ocasiones hay que pagar a la Hacienda Pública.

 A lo largo de este artículo te contaremos en qué consiste este impuesto, quién y cuándo tiene que pagarlo para ayudarte a que no cometas errores que a la larga te pueden salir más caros.

Qué es el IAE

Qué es el IAE

 Como hemos dicho el IAE  es el acrónimo del Impuesto de Actividades Económicas. Es uno de los  impuestos que configuran el sistema tributario español. Se trata de un impuesto dedicado a grabar todas las actividades económicas realizadas. Estas pueden ser de tipo empresarial, profesional o quizás artístico. En este sentido, el IAE afecta a las personas físicas, como pueden ser los autónomos, pero también a las jurídicas, como pueden ser las sociedades.

 El IAE es un impuesto de tipo directo que se aplica a la obtención de rentas del sujeto pasivo, es decir, que graba directamente  las ganancias que tienen los diferentes autónomos o empresarios. En el momento en el que una persona o sociedad lleven a cabo una actividad a través de las cuales reciban ingresos es obligatorio que se den de alta en el IAE.

Hay alguien exento de pagar el IAE

Qué es el IAE

 En realidad, una cosa es la obligación de darse de alta en el Impuesto de Actividades Económicas y otra la de pagar por ello. Podemos decir que existen personas y condiciones en las que no es obligatorio el pago del IAE. La más destacada es el caso de los autónomos que no están obligados a pagar el IAE si trabajan como empresarios individuales. Pero en el momento en el que realizan cualquier tipo de asociación en una sociedad civil o en una comunidad de bienes, entonces sí tendrán que hacer frente al pago de este impuesto.

Además están exentos del pago del IAE los autónomos y las empresas en los dos primeros años de su actividad. Pero a partir del tercer año, están obligados a pagarlo siempre y cuando en el primer año de su actividad sus ganancias fueran superiores a un millón de euros.

También están exentos de pagar este tributo las administraciones públicas y sus organismos autónomos, así como las personas físicas, las empresas que paguen el impuesto sobre la renta de los no residentes y las entidades gestoras de la Seguridad Social y mutualidades de previsión social.

Qué hay que hacer para darse de alta en el IAE

Qué es el IAE

 Sí como autónomo o empresa estás obligado a pagar este impuesto tienes que acudir a  una delegación de Hacienda y darte de alta antes de iniciar la actividad. En el caso de que tengas  un certificado digital también puedes realizar el trámite de manera online.

 El alta en el IAE se realiza a través del modelo 840 de la Agencia Tributaria.  El Impuesto de de actividades económicas se tipifica a través de diferentes epígrafes. Lo que quiere decir que tendrás que darte de alta en el epígrafe que  corresponde a la actividad  o actividades que ejerzas  y en base a esto, se determinará la cantidad que tienes que pagar.

El listado de epígrafes para darse de alta en el IAE es muy grande, pero se estructuran en categorías que podemos dividir en actividades empresariales, actividades profesionales y actividades artísticas.  Antes de elegir un epígrafe, debes de repasar bien el listado  para asegurarte de que eliges el que realmente corresponde a tu actividad profesional. En el caso de que realices varias actividades o prestes diferentes servicios, tendrás que darte de alta en varios epígrafes diferentes.

 En el momento en el que los autónomos se dan de alta en hacienda, tienen que utilizar el modelo 036 o 037 para incluir el régimen de tributación y también el epígrafe que han elegido del IAE.  Una vez realizada esa gestión es cuando pasan a formar parte del censo de empresarios profesionales y retenedores de la Agencia Tributaria y pueden emitir facturas de manera legal dentro de nuestro país.

Qué tarifas tiene el  Impuesto de Actividades Económicas

Qué es el IAE

 El Real Decreto Legislativo 1175/1990 y 8 de septiembre es el que recoge el listado de las tarifas del Impuesto de Actividades Económicas que varían en función del epígrafe y de la modalidad de pago elegidos.

Lo cierto es que este impuesto es bastante confuso porque en función del tipo de actividad, su recaudación puede ser local, provincial o estatal.   Es decir, que el epígrafe varía según el tipo de servicio realizado y tiene una correspondencia territorial.

A través del epígrafe elegido se  puede saber a qué régimen fiscal de Hacienda se puede adscribir de los tres existentes: el de la estimación directa, las normal o simplificada o la estimación objetiva también conocida como los módulos.

 Conocer toda esta información es muy importante a la hora de presentar tus impuestos como autónomo y de cumplir con tus obligaciones contables ya que dependen del régimen en el que tributes.

Cuándo se paga

Qué es el IAE

El Impuesto de Actividades Económicas se  devenga siempre el día 1 de enero de cada año, coincidiendo  el período impositivo con el año natural.  A través del artículo 62.3 de la Ley General Tributaria se confiere a la Administración Tributaria la facultad de modificar el plazo de ingreso en periodo voluntario siempre que no sea inferior a 2 meses 

El IAE es un impuesto que se paga en cada uno de los municipios donde se ejerce la actividad. Esperamos haberte aclarado un poco qué es el Impuesto de Actividades Económicas quiénes tienen que darse de alta en él y cómo elegir los epígrafes. En cualquier caso, como emprendedor, te aconsejamos que te formes bien en todo lo relativo a la gestión contable y fiscal de tu proyecto. En caso de duda siempre puedes contratar los servicios de un asesor.

Comentarios de Facebook