Compartir

Cuando hablamos de depresión, hacemos referencia a una patología que se relaciona con un desajuste que va mucho más allá de una simple tristeza. Porque la depresión logra que quien la padece se sienta mal durante la mayor parte del tiempo, y lo peor de todo es que esta sensación ocurre sin ningún motivo aparente.

Así que no debemos confundir una tristeza momentánea con la depresión. Por eso es importante tener bastante claros los conceptos, para saber cómo actuar ante una posible depresión y sobre todo que sepas cuándo es necesario buscar ayuda. 

 

¿Cuáles son los síntomas de la depresión?

Para cada tipo de depresión existen unos síntomas específicos. Sin embargo, existen síntomas generales que se padecen en cada uno de sus tipos. Entre ellos tenemos: 

  • Un estado de ánimo unido a la tristeza
  • Sensación de vacío.
  • Irritabilidad
  • Síntomas somáticos y cognitivos.
  • Cansancio exagerado
  • Falta de vitalidad
  • Trastornos del sueño. Entre los que se encuentran: no poder dormir, dormir mucho, dormir durante horas inusuales, despertarse muy temprano, entre otras. 
  • Pérdida o aumento de peso de forma brusca. 
  • Pérdida o aumento del apetito
  • Inquietud o enlentecimiento.
  • Sentimientos de inutilidad.
  • Sentimiento excesivo de culpabilidad.
  • Problemas de atención y de concentración
  • Incapacidad para tomar decisiones
  • Pensamientos de muerte.
  • Una persona deprimida tendrá pensamientos de suicidio.

Cuando todos estos síntomas se unen, pueden afectar considerablemente a la vida del individuo, tanto a nivel profesional como personal. Por eso es importante que estés atento y si sospechas que tú o cualquier persona que está a tu alrededor sufre de depresión, sepáis que hay que recurrir a la ayuda de un profesional a través de terapias tradicionales o que apuestes por un buen psicologo online. 

¿Por qué la depresión es mayor en las mujeres?

Gracias a una gran cantidad de estudios y análisis que se han realizado, se ha podido comprobar que la depresión es un trastorno psicológico que afecta mucho más a las mujeres que a los hombres

Tanto así que desde el punto de vista epidemiológico, se ha comprobado que las mujeres tienen muchas más probabilidades de padecer depresión, si las comparamos con los hombres.

Básicamente, porque la depresion es un trastorno mental que se deriva de muchos factores, así que su desarrollo puede darse gracias a la intervención del entorno sociocultural, la situación social, la situación profesional y afectiva. Problemas que afectan con mayor énfasis a las mujeres.

¿Influye la genética en la depresión de la mujer?

Para tratar de explicar por qué los casos de depresión son más comunes en las mujeres, se han realizado estudios que dan como resultado que sí que podría existir una influencia genética. Aunque aún no se sabe con certeza a nivel científico. 

Otra de las razones que quizás podría ocasionar que las mujeres sufran más de depresión que los hombres, son los cambios hormonales. Sobre todo los cambios que se producen durante la menopausia, durante el embarazo o después de este. Además de que estos cambios hormonales coinciden con cambios en la etapa de la vida de las mujeres, y por lo general, estos son cambios bruscos a los que cuesta un poco adaptarse. 

Y a esto se le debe añadir el ritmo de vida que llevan las mujeres en la actualidad. Porque debemos recordar que muchas mujeres son amas de casa, llevan una vida profesional activa, atienden a sus hijos, a sus parejas, a su familia, y todo al mismo tiempo. 

Un ritmo de vida que si no se sabe sobrellevar puede ser muy estresante, y puede generar episodios de ansiedad que lleven a la depresión.

¿Cómo superar la depresión?

Cuando se trata de superar la depresión, existe una gran cantidad de tratamientos psicológicos que han demostrado ser bastante efectivos y eficaces. Entre ellos tenemos: 

  • El uso de medicamentos antidepresivos. Este tipo de medicamentos se usan en los casos que se presentan episodios que van de moderados a graves. Pero debes tener claro que este tipo de medicamento no cura la depresión. Y puede generar efectos secundarios, como náuseas, dolor de cabeza, ansiedad, inquietud, dificultad para dormir, y afecciones a nivel sexual. 
  • La psicoterapia. Este consiste básicamente en lograr que la persona o el paciente cambie su forma de actuar, sentir y pensar. Para mejorar con ello su calidad de vida y su bienestar. Es un tratamiento tan efectivo que está recomendado para casos que van desde depresión leve a moderada, e incluso a crónica. Cuando se trata de casos de depresión grave, lo más recomendado es combinarla.

Otro tratamiento que ha resultado ser bastante efectivo, es practicar actividad física y llevar una vida saludable. Muchos estudios nos indican que llevar una vida en la que se incluya una dieta balanceada y actividad física suele ser mucho más efectivo que un tratamiento farmacológico.