Quantcast

El mejor cuidado para tus electrodomésticos inteligentes

Ya sea la última línea de lavadoras con inteligencia artificial (IA) de Samsung o los frigoríficos InstaView conectados de LG. Los lanzamientos recientes de las principales marcas de electrodomésticos significan una verdadera revolución. Pero a esta altura, ya es más que redundante hablar sobre todos los beneficios que aporta la tecnología aplicada a estos aparatos. Sin embargo, sí vale la pena recordar cómo debemos cuidar y proteger estos dispositivos conectados que tienen cada vez más protagonismo en nuestros hogares. Por ejemplo, más allá de la importancia de revisar las características de cada producto antes de adquirirlo, también es una buena idea pensar en opciones para proteger estos aparatos. Existen seguros pensados específicamente para este tipo de productos, como los ofrecidos por SFAM, una compañía francesa de seguros afines para productos conectados, multimedia y ópticos que cubre todos los electrodomésticos en caso de averías.

Los electrodomésticos inteligentes nos hacen la vida un poco más sencilla gracias a su conectividad. Pero mientras más inteligentes se vuelven estos aparatos gracias a la incorporación de innovadoras tecnologías, lógicamente, sus precios también aumentan. Por ende, considerando el uso cotidiano que se les da a estos aparatos, es necesario tener en cuenta una guía de cuidados. Esto debido a que una rotura o desperfecto pueden suponer un gran gasto.

Leer con atención las instrucciones

Uno de los consejos fundamentales al adquirir un electrodoméstico inteligente es tomarse el tiempo necesario para leer las instrucciones antes de conectar el aparato. Este paso es clave ya que permitirá comprender el funcionamiento del dispositivo y permitirá evitar problemas de funcionamiento a largo plazo.

Limpieza y mantenimiento

El mantenimiento frecuente es otro punto importante. Con el tiempo, uno tiende a espaciar cada vez más el mantenimiento de los electrodomésticos. Sin embargo, este es un factor clave a la hora de prolongar su vida útil ya que adoptar una actitud de cuidado y limpieza constante permite mantener al producto funcionando. Para ello, no hay que olvidar limpiarlo periódicamente y utilizar los productos adecuados. En ese sentido, es importante recordar que no solo se debe llevar a cabo una limpieza completa por fuera, sino también por dentro del aparato. En concreto, esta tarea consiste en limpiar los filtros, las superficies, ductos, etc.

Conexión y descanso 

Otro consejo es evitar conectar distintos aparatos a una misma regleta para así prevenir problemas de sobrecarga eléctrica. Además, es importante evitar manipular la parte interna de los electrodomésticos sin tener conocimiento de cómo hacerlo. En ese caso, siempre lo mejor es llamar al servicio técnico.

Otro punto es que se debe evitar sobrecargar los aparatos. Por ejemplo, en el caso de las lavadoras o secadoras, se debe respetar la capacidad indicada y también se aconseja espaciar los ciclos de utilización. De lo contrario, una sobrecarga puede producir un desperdicio de energía y afectar al funcionamiento del aparato.

Comentarios de Facebook