Compartir

Hemos llegado a verano y uno de los hábitos de limpieza para lucir la piel perfecta y sentirse cómoda y preparada para cualquier ocasión es la depilación. Sin embargo, tenemos algunos mitos y leyendas que nos hacen a veces preguntarnos si realmente vale la pena el pasar por un poco de sufrimiento, por ejemplo, con la cera, o si realmente saldrán esos vellos encarnados por el uso de la rasuradora. Es vigente aún la presión social para que las mujeres luzcan depiladas. Pero los chicos tampoco se quedan atrás, los chicos de hoy no quieren llevar pelo en el torso, hemos de decirle adiós al pecho lobo. Aquí os diremos algunos de los métodos más sencillos para realizar una depilación perfecta desde casa. 

DEPILACIÓN CON CERA

Este es uno de los métodos más usados. No es necesariamente la mejor, pero sí la más tradicional dando un resultado prácticamente perfecto al arrancar el vello de raíz. De poder se puede asistir a un centro de belleza estética, pero si se desea hacer en casa es posible conseguir un aparato de cera tibia. Existe más de un mito con la cera caliente, el mito más común cuenta que la cera caliente favorece a la aparición de varices. Pues no es verdad. Este método será súper seguro siempre que tengas la higiene y el cuidado necesario. 

Cuidado con las heridas: es muy importante no depilar una zona que tenga cualquier clase de herida, como las rozaduras o las irritaciones, que son las más habituales o heridas abiertas. 

CUCHILLA

Si la depilación con cera no es lo queremos escoger entonces es probable que el mejor método sea afeitarse con cuchilla. Habrá que elegir la afeitadora correcta para nosotros, podemos probar con una rasuradora con dos o tres hojas para que sea un afeitado suave. Es posible que puedan aparecer vellos incrustados pero esta posibilidad aumenta si se rasura con una cuchilla de una sola hoja.

Siempre será bueno tomar un baño caliente o remojar con agua caliente la zona a afeitar, esto hará que se ablande el pelo y se abran los poros. No es verdad que la cuchilla promueva al nacimiento de un vello más rápidamente, que sea más oscuro o que este crezca más fuerte. Y tampoco es verdad que la cuchilla elimine el moreno, más bien esta mejor la calidad del bronceado. 

CORTAPELOS

Es verdad que los hombres son más sensibles al dolor, es por esta razón por la que su opción de depilación preferida es el cortapelos.  Y cada vez son más los hombres sin complejos que deciden depilarse, ya sea una zona poco frecuente o no. Este es un método indoloro y de pasos sencillos, que puede hacer que se logre un corte perfecto y sin heridas, lamentablemente si es cierto que no ayuda al crecimiento tardío del vello. Antes de afeitarse con la cortapelos es mejor exfoliar la zona a afeitar para evitar vellos incrustados en la piel que puedan llegar a infectarse. 

DEPILACIÓN CON CREMA

Esta es una de las mejores opciones que existen para la depilación de cualquier parte del cuerpo. La crema depilatoria es un método practico y que no provoca ningún tipo de dolor, pero antes de usarla es bueno saber qué tipo de piel tenemos para saber cuál exactamente usar. Hay algunas marcas especiales para piel distintos tipos de pieles ya sea esta normal, sensible o seca. También deberemos identificar si el vello que tenemos es normal, fino o grueso. Es importante saber que este tipo de depilación puede causar alguna irritación o reacción alérgica si el producto no va con nuestra piel así que será mejor siempre hacer una pequeña prueba depositando un poco de crema en una zona de nuestro cuerpo donde tengamos vello y dejándola 24 horas. Si vemos que la piel se enrojece o se irrita, será mejor consultar con un profesional para saber si deberemos cambiar de método o cambiar de crema. 

Existen, por supuesto, más métodos para depilarnos como por ejemplo la depilación láser, pero los que os dejamos aquí son solo algunos de las opciones más sencillos para la nuestra operación depilación, desde casa y siendo prácticos, para estar preparados para este verano.