Quantcast

El anisakis y otros parásitos que te comes sin darte cuenta

-

Aunque a día de hoy toda la carne y todo el pescado que compramos, parece que son seguros, no es así. Algunas veces portan en su interior ciertos parásitos como los anisakis que nos pueden afectar mucho. Sobre todo, la carne de caza sin haber pasado por una revisión veterinaria y el pescado crudo sin congelar pueden llegar a ser muy peligrosos.

De hecho, durante el año pasado, un grupo de cazadores decidió hacer embutido de la carne de 5 jabalíes que habían capturado durante una salida. Por supuesto que esto lo realizaron sin ningún tipo de inspección veterinaria. Estos animales tenían un parásito llamado triquina que afectó tanto a los cazadores como a sus familias, ya que repartieron el embutido y provocaron 13 casos de triquinosis.

3
Anisakis

Este es otro parásito que, de unos años a esta aparte, con la explosión de la comida japonesa en occidente, se ha hecho muy conocido. El Anisakis puede llevarnos a no poder comer pescado o marisco durante un largo tiempo e incluso de por vida. El anisakis son unas especies de parásitos que pueden acabar en nuestro organismo por error.

No pueden hacer su ciclo vital en nuestro organismo porque no somos su objetivo. El Anisakis es un pequeño gusanito que se encuentra en los músculos y vísceras del pescado. Lo consumimos en pescado crudo no congelado anteriormente. Su presencia aumenta al desechar tripas de pescado de nuevo al mar.

Comentarios de Facebook