Compartir

Cuando llega el verano no hay como sumergirse en un juego de Rol japonés para pasar las horas de calor de forma divertida, entretenida y sana (con permiso de la piscina y las meriendas de mamá). Ys VIII: Lacrimosa of Dana nos llega de la mano de Bandai Namco y está desarrollado por Falcom y es la octava entrega de la saga Ys y la primera desde 2009.

Los fans de la saga estarán que dan saltos de alegría porque un juego que es muy de cánon Switch llegue por fin a esta consola. Recordemos que ya salió para Playstation 4 y PSVita. Pero la gente de Falcom ha sido inteligente y en vez de hacer una continuación tras tantos años, ha preferido crear una historia nueva que además de contentar a fans, atraiga a nuevos jugadores.

Nos volvemos a poner en la piel de Adol Christin y sufrimos un naufragio en una isla en la que tendremos que encontrar a los supervivientes e ir desarrollando el campamento. A la vez iremos descubriendo misterios que atañen a Seiren, nombre del archipiélago y conoceremos a otros personajes como Laxia, una noble, Sahad, un pescador, y muchos más que por el peligro de los spoilers, no vamos a desvelar.

La isla de Seiren está llena de enemigos que tendremos que ir derrotando con las habilidades de los protagonistas. Además el juego cuenta con jefes finales para nada sencillos que nos harán pensar estrategias y modos de afrontarlos para derrotarlos. Los combates son en tiempo real, cosa que los hace más dinámicos y son con controles bastante sencillos como son un botón para ataque, otro para salto, otro de esquivar y otro de cambio rápido de personaje. A pesar de que los controles sean sencillos, será complicado cada combate porque deberemos estar atentos a cada movimiento ya que, por ejemplo, si esquivamos demasiado tarde, nos dañarán y perderemos muchaa vida, sin embargo si nos quitamos de en medio en el momento adecuado, nos dará una ventaja respecto a nuestro enemigo. Cada personaje tiene sus propias habilidades. Y algo de lo que hacía falta en juegos de rol y que pocos ponen interés en ello es la exploración. Aquí tendremos que explorar el escenario como no recordábamos en juegos de este estilo, para descubrir misterios.

En cuanto a los gráficos, se nota que ya han pasado por PSVita, y que sin parecernos feos, cumplen con su objetivo. Pero esta pequeña tara la suple con unos 60fps continuos que hace ver el juego muy fluido. Sin embargo la Banda sonora de Ys VIII: Lacrimosa of Dana es digna de destacar. Bonitas melodías que se nota que tienen mucho mimo puesto en ellas.

A pesar de llevar más de 1 año en el mercado, este juego de Bandai Namco es una gran elección para pasar el verano con él en la híbrida de Nintendo. Gran historia, grandes personajes, profundidad en las batallas y una de las mejores entregas de la saga que merece la pena para los amantes del RPG.