Compartir

Los minicréditos online son préstamos personales con los que se pueden obtener hasta 1.000 euros en apenas unos minutos. En los últimos años se han convertido en una de las soluciones más de moda para conseguir una rápida liquidez y hacer frente a imprevistos de última hora.

Estos minicréditos online se caracterizan especialmente por su rapidez. Se trata de una solicitud 100% online, sin necesidad de grandes papeleos y sin que tengamos que cambiar de banco en ningún momento. En el mercado actual hay una gran cantidad de ofertas, entre ellas los prestamos Santander, algunas incluso gratuitas (sin intereses en la primera solicitud).

 A estas principales características se les añaden otras de gran interés, como el hecho de no necesitar de ningún tipo de aval para solicitar estos minicréditos y la casi ausencia de requisitos que piden las entidades a los clientes. Por tanto, la aceptación del crédito suele tener un alto porcentaje.

Sí es cierto que, dependiendo de la cantidad a solicitar, algunas entidades, como por ejemplo Cetelem, pueden requerir algún tipo de documentación. Pero en todo caso no suele ir más allá de presentar una copia del DNI y alguna factura para certificar la residencia en España, ya que este último es uno de los principales requisitos a tener en cuenta. 

Requisitos para solicitar un minicrédito online

Ya que hablamos de los requisitos para solicitar un mini préstamo online, los más generales que utilizan este tipo de entidades son los siguientes:

– Disponer de un documento de identidad DNI o NIE

– Ser mayor de edad

– Tener una cuenta en alguna entidad bancaria para el ingreso del dinero solicitado

– Disponer de un teléfono móvil y un correo electrónico

– Ser residente en España

Hay entidades online que en ocasiones también suelen pedir una nómina o algún justificante de ingresos mensuales. Esto ocurre especialmente en los casos en los que el importe solicitado es una cantidad superior a los 1.500 euros o el solicitante se halla en la lista ASNEF.

Cómo solicitar un minicrédito online

Los pasos a seguir para solicitar un minicrédito online son muy sencillos. En primer lugar, es muy recomendable estudiar cada una de las ofertas existentes en el mercado para comprobar cuál es la que mejor se adapta a nuestras necesidades. Hay que señalar que no todas ofrecen los mismos plazos de devolución, intereses, etc.

Una vez decidida la entidad a la que se pretende solicitar el mini préstamo, todo resultará más sencillo. La solicitud se hace íntegramente de forma online. De esta manera, será mucho más rápida, directa y efectiva. A través de un formulario, como el que podemos ver en el prestamo Naranja, hay que rellenar los datos personales del solicitante y especificar la cantidad que se desea solicitar.

Junto a la cantidad requerida, también habrá que indicar el plazo máximo de devolución del préstamo personal. Este último es un detalle muy importante a tener en cuenta. La mayoría de entidades poseen un plazo de devolución de un mes, aunque hay otras que ofrecen diferentes plazos, pudiendo llegar incluso a los dos meses.

Una vez rellenado el formulario, solo hay que enviarlo a la entidad para que estudie nuestro caso. El análisis y la aceptación del préstamo se produce de forma muy rápida. Por lo general, en apenas unos minutos tendremos respuesta por parte de la entidad, en la que nos indicará ya en qué momento nos harán el ingreso del dinero en nuestra cuenta. 

El auge de los minicréditos online

La crisis económica ha propiciado que muchas entidades financieras hayan reducido considerablemente la concesión de préstamos a familias y empresas. Ante esta tesitura, muchas de estas entidades han tenido que recurrir a los minicréditos online con cantidades menores.

Una situación que también ha provocado la proliferación y la aparición en internet de pequeñas empresas que conceden préstamos personales urgentes. No en vano, en los últimos años estas empresas no han dejado de crecer hasta el punto de multiplicarse rápidamente y convertirse en un sector muy conocido.

A este desarrollo han tenido que hacer frente las principales entidades financieras ofreciendo también minicréditos de este tipo, al estilo de los prestamos la caixa. Es por esta razón por la que nos encontramos en el mercado actual con cientos de posibilidades para elegir nuestro minicrédito online. 

El auge de este tipo de préstamos y la enorme competencia existente en el sector hacen que las diferentes empresas busquen la manera de ofrecer mejores ventajas a los clientes. El amplio abanico de posibilidades que brindan busca la manera de atraer solicitantes en un momento en el que muchas personas hacen uso de este tipo de financiación.

En definitiva, un microcrédito puede ser una de las herramientas de financiación más útiles y eficaces. Pero siempre y cuando se emplee de forma responsable y atendiendo a todos los requisitos y criterios. Antes de solicitar un préstamo de este tipo es fundamental estudiar bien si disponemos de la suficiente posibilidad de devolver el dinero en el plazo acordado.