Compartir

El Bachillerato Internacional (BI) ha cumplido medio siglo en los centros educativos españoles, pero pocos son los que conocen las características de esta modalidad de bachillerato. Más allá del factor lingüístico, existen muchas diferencias entre estudiar el bachillerato en otro idioma y estudiar el Bachillerato Internacional. Una las principales ventajas del Bachillerato Internacional es que sus alumnos pueden acceder a la educación universitaria sin realizar la Selectividad tanto en España como en las universidades internacionales afiliadas a este programa. Esta es una de las ventajas, pero no es la única.

La educación bilingüe es uno de los aspectos mejor valorados y más demandados por los padres españoles en los centros educativos. Sin embargo, la educación bilingüe durante la etapa de bachillerato solo implica que sus alumnos reciban entre un 30 y un 50% de las asignaturas en lengua extranjera. De esta forma, los alumnos de bachillerato de centros bilingües cursan exactamente las mismas asignaturas que en un centro no bilingüe, con la salvedad de que algunas clases se imparten en inglés.

Sin embargo, el Bachillerato Internacional debido a su naturaleza presta especial atención a las competencias idiomáticas. De hecho, los alumnos pueden realizar este tipo de bachillerato de forma bilingüe y además están obligados a recibir clases de otro idioma extranjero. Por ejemplo, el programa de Bachillerato Internacional en Brains International Schools ofrece una carga lectiva de entre el 50 y el 100% del programa en inglés con asignaturas impartidas por profesores nativos.

Los objetivos de este Programa vienen definidos en su Declaración de Principios: formar jóvenes solidarios, informados y ávidos de conocimiento, capaces de contribuir a crear un mundo mejor y más pacífico en el marco del entendimiento mutuo y el respeto intercultural”, explica Michael Harvey, director del Bachillerato Internacional en Brains International Schools.

5 diferencias clave del Bachillerato Internacional

1 – Visión internacional: Como su propio nombre indica, este tipo de bachillerato permite a los alumnos finalizar sus estudios preuniversitarios con una proyección internacional. De esta forma, la movilidad académica y laboral están garantizadas, abriendo las puertas de universidades dentro y fuera de Europa a sus egresados. 

2 – Acceso directo a la educación universitaria: La finalización con éxito del Bachillerato Internacional posibilita a sus alumnos el acceso a diferentes universidades alrededor del mundo sin realizar la Selectividad en las universidades tanto españolas como internacionales afiliadas al programa. 

3 – Evaluaciones externas: El Bachillerato Internacional realiza sus propias pruebas finales en las que los alumnos son examinados de acuerdo a las competencias impartidas durante los estudios. Para garantizar la máxima rigurosidad y objetividad de los resultados, las pruebas son corregidas por profesores de diferentes países expertos en la materia.
 

4 – Independencia de los sistemas educativos nacionales: El currículum educativo del Bachillerato Internacional no se regula de acuerdo a los sistema establecidos por los gobiernos locales. De esta forma, se mantiene la independencia del plan educativo y permite elegir las mejores prácticas llevadas a cabo en el contexto educativo internacional.  

5 – Formación en valores: El objetivo de este programa no solo es formar a estudiantes capaces de afrontar su futura educación universitaria, sino que incluye la formación en valores a través de la realización obligatoria de actividades solidarias.