Quantcast

Salsas caseras para la pasta

Cuatro Quesos: Lo primero que debes saber que la cuatro quesos no va bien con toda la pasta. Es un clásico pero va mucho mejor con pastas secas o bien, rellenas de vegetales. Se hace a partir de salsa blanca, pero puede reemplazarse por crema de leche reducida. 

Desmenuzamos 25g de queso roquefort, 25 g de emmental, 25 g de cabra, rallamos 25 g de queso parmesano, el resto lo emplearemos más adelante. Aparte, ponemos en una sartén grande con un chorrito de aceite y la mantequilla a fuego lento, agregamos la cebolla y salpimentamos. Cuando la cebolla esté doradita, agregamos el queso, rápidamente el brandy o coñac y le prendemos fuego y flambeamos todo el conjunto haciendo círculos con la sartén hasta que el fuego se apague.

Lo volvemos a colocar en el fuego y bajamos a fuego lento, añadimos la crema de leche, el resto de los quesos y dejamos que a fuego lento poco a poco se vayan deshaciendo y haciendo una salsa homogénea. Servimos inmediatamente.

A la siciliana: Para disfrutar un rico plato de fideos o ñoquis con pasas de uva, hinojos, sardinas y muchos condimentos. 

Lavamos y picamos muy fino por separado la berenjena, el pimiento rojo, la cebolla, la albahaca y los dientes de ajo y reservamos. Aparte y seguidamente,  ponemos el aceite en una cazuela a fuego medio. Cuando esté caliente añadimos la cebolla y el pimiento, salpimentamos. Doramos por 7-8 minutos.

Luego incorporamos la berenjena y el ajo y salteamos todo junto unos 5 minutos. Tras este tiempo incorporamos el tomate triturado, el azúcar mezclamos bien y bajamos el fuego. Dejamos sofreír hasta que reduzca y espese durante 10-15 minutos. Finalmente agregamos la albahaca picada y rectificamos de sal, dejamos 2 minutos más para que el aroma de la albahaca se funda con el sofrito. Y ya está…

Con hongos frescos o secos: Es ideal que los champiñones sean perfumados. Puede hacerse ligera o se le puede agregar unas cucharadas de crema. Lo importante es elegir buenos ingredientes.

Lo primero, lógicamente, es limpiar los champiñones y trocearlo. Además, pela y trocea el ajo junto con la cebolla. 

Añade 3 cucharadas de aceite de oliva en una sartén, la pones a fuego medio. Cuando esté caliente echas la cebolla y el ajo, le añades un poco de sal. Deja que se dore un poco y entonces añade los champiñones troceados. Lo sofríes todo junto, hasta que los champiñones estén dorados, en un par de minutos los tienes. Le echas una cucharada de pimienta negra molida.

A la preparación añade la nata liquida y lo remueves todo, deja que la nata hierva 2 minutos. Lo pruebas de sal, añade si hace falta.Vierte el contenido de la sartén en el vaso de la batidora, o en un bol si es de brazo. Lo trituras hasta que te quede una salsa fina.

Además puedes intentar las salsas con espinacas o verduras, además de recurrir a los clásicos que nunca fallan y son sencillos: Tomate, pero casero, por favor, Pesto de albahaca y boloñesa (con carne).

Comentarios de Facebook