Compartir

Es evidente que los hombres con barba están de moda. Cada vez son menos los jóvenes que prefieren lucir barba a afeitarse casi a diario para no tener ni un solo pelo. Hay tipos y tipos, pero las barbas que marcan tendencia son las hipster. Por eso, aprende a arreglar una barba hipster y presume del look más actual.

Muchos se creen que para ser hipster es necesario con lucir una barba de un par de días y salir a la calle con una camiseta de cuadros. Sin embargo, arreglar una barba hipster es mucho más laborioso que olvidar la cuchilla en el cajón más escondido del cuarto de baño.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que una barba hipster se caracteriza por ser una barba muy poblada. No es necesario que su longitud sea más propia de un druida de 'Asterix y Obelix', simplemente que sea poblada y que esté cuidada. Es algo así como dejarse llevar, pero teniendo en todo momento sujetas las riendas de tu look.

Por eso, antes de arreglar una barba hipster toca armarse de paciencia, olvidar todo aquello que te diga tu pareja o tu madre y dejar de afeitarte durante al menos una semana. Si no eres un chico especialmente velludo, quizás sea necesario aumentar este espacio de tiempo.

Una vez conseguida la densidad suficiente es el turno de elegir su longitud. Hay hombres que optan por una barba muy llamativa, pero los modelos que marcan tendencia optan por una barba más perfilada. Por eso, fíjate en un estilo que te guste y recorta dependiendo de tus gustos.

Elegida y ejecutada su longitud, el siguiente paso para arreglar una barba hipster es quizás uno de los más importantes. Toca perfilar nuestra barba y lo haremos con sumo cuidado. ¿Por qué? Porque buena parte de nuestro aspecto dependerá de este paso y cualquier maniobra en falso puede provocar que sea imprescindible recurrir a la cuchilla y olvidar nuestro propósito final.

Por eso, lo más recomendable es recurrir a las maquinillas de afeitar, pero con un cabezal con un grosor considerable. De esta forma, aunque tengamos que pasar la maquinilla en más de una ocasión hasta lograr la densidad deseada, evitaremos cualquier paso en falso. Además, no olvides afeitar la zona de los pómulos. Ahí jamás debe llegar nuestra barba. También es recomendable afeitar por completo los pelos que hacen acto de presencia en la zona del cuello.

Así ya tendremos nuestra barba hipster completamente lista para su lucimiento. Sin embargo, no debemos olvidarnos de su cuidado. Su densidad nos obliga a tratarla y lavarla periódicamente. Para ello podemos utilizar productos especiales que encontraremos en el mercado. No se recomienda utilizar ni champú convencional ni gel de baño.