Compartir

Antes de tratar de eliminar un olor desagradable hay que intentar localizar las causas por las que se ha generado y así intentar acabar con él. Entre los motivos más comunes se encuentran la poca ventilación, el clima, la antigüedad de la vivienda, las bacterias, residuos de suciedad, los alimentos en mal estado y la humedad.

Para acabar con todos esos olores provocados por estas causas y muchas más tienes que llevar a cabo los siguientes trucos.La aspiradora, gran aliada

1Añadir algunas gotas de perfume en el filtro de la aspiradora

Para que así el perfume se expanda por las zonas de la casa en las que la has utilizado. Da un bueno toque final a un día de limpieza a fondo.

Atrás