Compartir

Los expertos son unánimes en decir que una dieta saludable debe consistir en 5-6 comidas diarias. Puede parecer irónico que comer más nos haga adelgazar, pero permanecer largos periodos de tiempo sin la ingestión de alimentos puede hacer que tu metabolismo frene y almacene la energía obtenida de los alimentos. ¿El resultado? Kilos extras en la bascula y menos salud para tu organismo.

La mayoría de las personas saben cómo componer su desayuno, comida o cena en una dieta saludable, pero pocas de ellas sabe exactamente qué tipo de alimento debe incorporar en sus meriendas entre horas. La mayoría de los snacks que conocemos, como barritas de cereales, galletas, bollos y demás, ofrecen calorías, sodio, grasas saturadas y trans que acaban comprometiendo los resultados de tus esfuerzos para mantener la salud en orden.

El ideal es que tu merienda tenga una ración de carbohidrato, como panes o tostadas integrales, una proteína que puede ser queso, pechuga de pavo o yogur, además de grasas beneficiosas como las oleaginosas. A continuación, 5 ideas de snacks diferentes y saludables para hacer de tu merienda un momento más feliz:

2Manzana asada

Al final de la tarde, el antojo por dulces puede ser el villano de la dieta para adelgazar. En este momento, nada mejor que comer un manzana, rica en fitoquímicos, antioxidantes y fibras, con un poco de canela, acelerador del metabolismo. La manzana con canela ofrece unas 95 calorías.