lunes, 21 septiembre 2020 5:38

Vettel confía en cerrar el año subido al coche en Ferrari

La tensión entre Ferrari y Vettel entra en otra etapa. El piloto germano no cree que la escudería italiana le de la libertad antes de que termine la temporada y el cuatro veces campeón de la Fórmula 1 tendrá que terminar sí o sí otra desastrosa campaña donde los Mercedes singuen dominando a placer. Todo indica que el ex de Red Bull tendrá que tragar grueso y esperar por su salida ya para el 2021, año en que espera darle un giro a su carrera, ya sea en la máxima categoría o en otra competición.

A Vettel le mortifica la falta de competitividad que hay. Los ejecutivos de Ferrari están más pensando en la temporada del 2022 que en el presente lapso o en el año que viene. En la historia de esta escudería no había pasado una etapa tan gris sin poder ganar tanto tiempo. La incorporación del alemán generó mucha expectativa, pero las cosas no se dieron y los resultados no fueron positivos y los títulos nunca llegaron.

“No lo creo. Ni siquiera lo hemos considerado o hablado sobre ello. Supongo que no es sólo una pregunta para mí, pero sé de lo que soy capaz, sé el trabajo que puedo hacer”, fueron las palabras de un Vettel incrédulo por la ola de rumores que se dan desde Italia, donde afirman que ya no seguiría con Ferrari en el presente campeonato. Por ahora restan 10 grandes premios y el último se disputará en Abu Dabi el 29 de noviembre.

Una pesadilla larga para Vettel

No es un secreto que las cinco últimas campañas han sido una pesadilla para Vettel. El piloto teutón ha tenido que sufrir con la superioridad de Lewis Hamilton, quien está a solo un título de alcanzar a Michael Schumacher como máximo ganador en la Fórmula 1. Tras los cuatro campeonatos que había alcanzado Vettel con Red Bull se pensaba que sería él, el que llegaría a esa marca, pero su decisión de irse con Ferrari truncó cualquier posibilidad.

“Creo que estamos tratando de hacer todo lo que podemos, y nunca se está tranquilo si las cosas no salen o salen mal. Naturalmente, si juzgas las emociones justo después de la carrera o durante la carrera, no creo que sea un reflejo justo de lo que está pasando, por lo que estoy en desacuerdo. No tuve una gran carrera e intentamos remontar. podríamos haber optado por una estrategia diferente, pero no lo hicimos, así que lo hablamos, lo solucionamos y seguimos adelante. No hay mucha diferencia a nivel de ambiente en comparación con la semana pasada o la anterior”, manifestó Vettel sobre las condiciones de la actual temporada.