sábado, 26 septiembre 2020 8:38

Florentino revuelve su plantilla hasta cerrar un Real Madrid muy distinto

La eliminación del Real Madrid en los octavos de final de la Liga de Campeones, ha puesto a pensar a Florentino, quien tiene en mente. Para el presidente de los merengues no hay vacaciones, ahora es que el trabajo comienza y el primer paso es renovar a una plantilla que luce vieja y que ansía tener sangre joven con hambre de triunfo para poder refundar una era de gloria. La directiva ya ha iniciado las conversaciones con Zidane, pues el francés es pieza fundamental para esta remodelación que tanto necesita el madridismos para volver a hacer un equipo competitivo, en especial en Europa.  

El primer paso fue conseguirle equipo a Kubo. El nipón aún no tiene cabida en la plantilla principal. El problema no es su talento es que en el Real Madrid ya están copados los cupos de extracomunitarios y así es casi imposible que juegue. Por esta razón se le cedió al Villarreal hasta el término de la temporada que viene. Como el nipón también está el caso de Martín Odegaard, un jugador que ha demostrado en la Real Sociedad que tiene los argumentos para jugar en el equipo blanco, pero sin conocer que piezas son las que salen pensar en su regreso resulta imposible.

El primer paso es el plan salida. No es un secreto que el primero en salir será el galés Gareth Bale, a pesar que el británico ha manifestado querer seguir, pero su bajo rendimiento y el divorcio deportivo con Zidane pone en jaque su continuidad y ahora el Real Madrid tendrá que buscarle club y tratar de obtener por él algo más de 40M€ y así comenzar a sumar fondos para encarar el mercado de fichajes.

Reguilón, James y Mariano los otros por salir del Madrid

A pesar de hacer una extraordinaria campaña en el Sevilla, el lateral izquierdo Reguilón parece que hará vida futbolística fuera del Real Madrid, el canterano no convence a Zidane y sería probable que sea vendido al Sevilla por un poco más de 20 millones de euros. El entrenador galo confía en Mendy por eso ha pedido salir del español. Otro que es una fija para ser vendido es el colombiano, James Rodríguez, quien prácticamente no jugó en la presente temporada. La venta del 10 neogranadino le generará a los blanco un poco más de 30M una cifra que convence a Florentino.

También se habla del adiós de Mariano, quien no pudo asentarse con Zidane ni ser el socio de Benzema en la delantera, el hispano-dominicano se quedó con las ganas y no tuvo prácticamente minutos ya que la apuesta del francés fue Jovic, quien por cierto suena para ser vendido al Nápoles.

Lo que es cierto y seguro es que el Madrid tendrá que salir al marcado para comprar y vender. El conjunto blanco no tendrá el presupuesto del City, pero todos saben que Florentino es un maestro para hacer negocios, por lo que las nuevas figuras que lleguen al equipo blanco serán la clave para regresar la competitividad merengue en la Liga de Campeones.