miércoles, 23 septiembre 2020 15:02

El jugador del Eibar Sergio Álvarez afirma que pueden ganarle al Madrid

El centrocampista del Eibar Sergio Álvarez recordó que ya está viendo en la Bundesliga que el jugar a puerta cerrada no favorece al equipo local y que por ello deben “intentar aprovechar la oportunidad” de visitar al Real Madrid no en el Santiago Bernabéu sino en el Alfredo Di Stéfano.

“Se está viendo que en otras ligas hay resultados adversos al jugar sin público. El Real Madrid juega mejor en el Bernabéu y ahora lo va hacer en el Di Stéfano, son circunstancias distintas y tenemos que intentar aprovechar la oportunidad porque necesitamos sumar puntos. Iremos con ilusión sabiendo que jugamos ante un rival potente”, señaló Sergio Álvarez a los medios del club.

ADAPTARSE A LA NUEVA REALIDAD

El asturiano reconoció que de inicio van a tener “tres o cuatro partidos con rivales potentes”. “Pero sabemos de nuestras cualidades y del potencial del equipo, y que necesitamos sumar puntos”, apuntó el mediocentro.

El ex del Sporting sabe que hay que “intentar adaptarse” al hecho de jugar sin público, algo que el Eibar ya vivió poco antes del parón en el duelo ante la Real Sociedad. “Es una situación anómala y hay que intentar sacar la motivación de donde sea y ser conscientes de que nos estamos jugando mucho”, advirtió.

“Uno de los puntos fuertes de este club es su afición, por el aliento y la presión que meten, y que hace que el equipo tenga esa intensidad en casa”, añadió Álvarez sobre el hecho de no contar con el ‘factor Ipurua’ que les suele dar muchos puntos.

FUERTE PREPARACIÓN

El centrocampista armero aseguró que se están “preparando muy fuerte” para esta vuelta a la competición. “Sabemos que viene una etapa difícil y exigente, con muchos partidos en pocas horas y nuestra prioridad es ponernos al máximo nivel posible”, remarcó.

“En las primeras semanas era todo más reducido y venía bien para coger chispa y sensaciones. Ahora tenemos que volver a coger el punto de forma y volver a jugar al fútbol, pero en líneas generales la sensación es que estamos mejor de lo que creíamos pese a estos dos meses en casa. La gente se ha cuidado y viene con ritmo y ganas de competir”, apuntó el de Avilés.

“El equipo ha sido profesional y responsable. En el momento en el que LaLiga decide esos plazos y el competir en 72 horas no queda otra que centrarte en entrenar, descansar y estar al máximo porque nos jugamos toda la temporada. Estamos en una zona delicada y tenemos que apretar este mes y pico y conseguir el objetivo de la salvación”, sentenció.