miércoles, 30 septiembre 2020 17:06

Diego Rivas (AFE), sobre la acusación de cohecho contra Aganzo: “Es totalmente falso, estamos muy tranquilos”

El secretario general de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), Diego Rivas, ha asegurado que es “totalmente falsa” la presunta acusación de cohecho contra él mismo y el presidente del sindicato, David Aganzo, efectuada por el director de Segunda B y Tercera de la asociación, Antonio Saiz Checa, y ha afirmado que ambos están “muy tranquilos”.

“Está ya en manos de nuestros abogados. Yo estoy muy tranquilo, y también David -Aganzo- y la gente de AFE. Es totalmente falso”, declaró en una entrevista en El Partidazo de COPE. “Él puede decir lo que le dé la gana, tendrá que presentar las pruebas. Está en manos de los abogados. Estoy totalmente tranquilo; de las cosas que se dicen, no participo en nada”, añadió.

Según el diario MARCA, el director de Segunda B y Tercera de la asociación, Antonio Saiz Checa, acusó a Aganzo ante la Fiscalía de Valencia de conseguir de forma ilícita documentación fiscal del sindicato Futbolistas ON. En el escrito al que ha tenido acceso el periódico, Saiz Checa se autoinculpa de haber participado en ese acto ilícito “obligado” mediante “presiones” por Aganzo.

Además, Rivas afirmó que le da “rabia” que esta noticia aparezca para empañar un día en el que en el Congreso se ha registrado una proposición no de ley para que el Gobierno establezca un nuevo régimen jurídico para el procedimiento de suspensión, cancelación o modificación de las ligas profesionales y no profesionales.

“Después de todo lo que estamos peleando desde el sindicato para que no se coarten las libertades de nuestros compañeros con las concentraciones, cuando estamos peleando con la RFEF para que no se tomen ese tipo de medidas, hoy el Partido Popular ha presentado una propuesta no de ley que quiere que el Gobierno sea quien tome estas decisiones y no la Federación… Debería ser un día de felicidad para AFE, consiguiendo que los derechos de nuestros compañeros no se vulneren, y que salgan este tipo de noticias que tratan de desviar la atención me da mucha rabia”, aseguró.

“A LOS JUGADORES LES HAN DICHO QUE NO VA A HABER CONCENTRACIONES”

En otro orden de cosas, el dirigente de AFE valoró las palabras del presidente de LaLiga, Javier Tebas, sobre el próximo regreso de la competición liguera, que espera que sea el 12 de junio. “Tebas está en su papel. Es cabeza de LaLiga y quiere vender su producto, que se juegue y se termine la temporada”, indicó.

“Todos nos beneficiamos, hay muchísima gente alrededor de LaLiga. Estamos a favor de obra, lo único que queremos es que los derechos de nuestros compañeros no se vulneren. Nosotros encantados de que se termine LaLiga, que no haya ningún contagiado y que esta pandemia acabe”, continuó.

Sin embargo, es “escéptico” respecto al “riesgo cero” de contagio al que apunta Tebas. “Ojalá fuera verdad, pero riesgo cero es complicado. Escuchas a gente experta en la materia y dice que el virus puede estar en el aire tiempo suficiente, más de tres minutos. Me cuesta creerlo, soy un poco escéptico”, reconoció.

Mientras, no ve impedimento para que se juegue al fútbol todos los días, como anunció el presidente de LaLiga. “Mientras se respeten las 72 horas -entre partido y partido- que venimos defendiendo, que incluimos dentro del protocolo del Consejo Superior de Deportes (CSD) y que recomienda FIFPro, y que la salud de los futbolistas se respete, no hay problema”, subrayó.

Por otra parte, confesó que algún jugador había recibido información de su club de que finalmente no habría concentraciones. “A día de hoy, les han dicho que no va a haber concentraciones. He hablado con compañeros, que han hablado con entrenadores y preparadores físicos, y les han dicho que no va a haber concentraciones”, señaló.

En este sentido, comparó las competiciones que pretenden hacerse en España con las de Alemania. “Los jugadores de la Bundesliga bajan a comer todos juntos. Conviven juntos, manteniendo las distancias. Aquí se decía que durante 15 días los jugadores solo podían salir de su habitación exclusivamente para entrenar. En la Bundesliga no durará más de siete días, terminan de entrenar, están todos juntos… Es una concentración al uso, no como se quería hacer aquí, donde se mantenía a los futbolistas aislados. No nos oponíamos a la concentración, sino a la manera de imponer la concentración”, concluyó.