Compartir

El técnico asturiano, que recientemente ha relevado a Fernando Hierro al frente del combinado español, tiene por delante bastante trabajo que realizar.

Las dudas en la portería obligarán a Luis Enrique a tomar varias decisiones. La primera si mantiene a De Gea como portero titular o, por el contrario, lo sustituye por Kepa, actualmente segundo guardameta. Después, el nuevo entrenador decidirá si Reina sigue como tercero o se le busca un reemplazo.

En la línea defensiva, las dudas las siembra Piqué, quién ya ratificó su idea de abandonar el combinado. Luis Enrique, que lo conoce tras su paso por el Barcelona, intentará convencerle para que siga. Con Jordi Alba, el asturiano deberá iniciar una reconciliación después de que con la llegada de Valverde al barca , el defensa espetara: “con Valverde me irá mejor que con Luis Enrique”. Tal y como informa 'As', ni él ni otros jugadores de la selección han felicitado al entrenador por su nombramiento.

Otro tema es el de Laporte, el defensa está molesto por no haber acudido al Mundial con Francia y se plantea jugar con España, Si consigue la nacionalidad, Luis Enrique podría llamarle.

El tema financiero también está candente, los jugadores piden más dinero y en la Federación no están por la labor.