Compartir

Una vez cosechado el trigésimo título de la Copa S.M. El Rey al vencer en la final al Sevilla por cero goles a cinco, el Barça puede certificar este fin de semana el único título al que puede aspirar esta temporada: el campeonato de Liga.

La derrota del Atlético de Madrid por 3-0 ante la Real Sociedad en Anoeta han facilitado mucho las cosas al equipo de Ernesto Valverde, al que le basta un empate o ganar en Riazor al Deportivo de la Coruña para proclamarse campeón.

Aunque por otro lado, también podría serlo sin jugar dicho partido. Para que se produzca, el Real Madrid debe perder ante el Leganés en el Bernabeu y el Atlético hacer lo mismo con el Alavés en Mendizorroza.

En caso de que los azulgrana caigan derrotados en La Coruña, quedaría la bala del clásico, partido en el que les bastaría con vencer al eterno rival para proclamarse campeón en el Camp Nou.