Compartir

El jugador blaugrana asistió a la Plaza de Toros de Valencia para ver desde el palco el primer partido del equipo español. A su llegada, los aficionados presentes en los alrededores de la plaza valenciana no recibieron al catalán con hospitalidad, por el contrario le abuchearon y le gritaron frases como “sinvergüenza” o “vete a tu país“.

Gerard Piqué estuvo viendo el partido que enfrentó al español David Ferrer y al alemán Alexander Zverev, el cual perdió Ferrer, y a continuación puso rumbo a Barcelona de nuevo ya que a las 18:00 tenía entrenamiento a las órdenes de Ernesto Valverde.