Compartir

La polémica volvió a la vida de Aida Domenech (Dulceida). Esta vez se debe a las fotos de su viaje a África, país que padece actualmente la peor sequía de su historia y hay restricciones establecidas en todo el territorio.

Dulceida y Alba Paul, su mujer, se encuentran en Ciudad del Cabo promocionando unas becas para aprender inglés en el extranjero. Sin embargo, con este tema nada tuvo que ver la oleada de críticas que recibió en las redes sociales. 

En una de sus 'stories', se podía ver a tres niños de una tribu a los que la influencer les regaló gafas de sol de 'Miss Hamptons', bajo la frase “una hora con ellos no ha sido suficiente! Feliz por haberlos hecho sonreír”

La influencer ha aprovechado ahora su cuenta de Instagram para publicar una declaración disculpándose y respondiendo a los comentarios negativos que ha recibido en las últimas horas. También se ha disculpado por el desconocimiento de la sequía.

Y Dulceida ya ha respondido: