Compartir

La magia de Arda Turan sobre el terreno de juego es por todos conocida. Además de ser pieza clave en el esquema del Cholo Simeone, el jugador turco ha mostrado que su única pasión no pasa solo por el balón. Con un micrófono y cantando una canción típica de su país, el futbolista demostró en 'La Voz' de Turquía que también podría dedicarse a la música.

Aunque para gustos los colores, lo cierto es que el jugador rojiblanco habría pasado las audiciones a ciegas porque todos los 'coaches' se giraron. Eso sí, tras comprobar de quien se trataba, se despegaron de la silla y se animaron a bailar al ritmo que marcaba Arda.

Pero como lo suyo es el fútbol, y para alegría de los seguidores rojiblancos y del Cholo, lo del turco por la edición de 'La Voz' se queda solo en una sorprendente visita.