Compartir

Vido Loncar, un boxeador croata, fue el lamentable protagonista del Mundial Juvenil de Boxeo disputado en Zagreb. El joven perdió en el ring ante el lituano Algirdas Baniulis y decidió pagar su rabia con el árbitro del combate, al que agredió brutalmente hasta que los responsables de seguridad del campeonato acudieron en su ayuda.

Como se observa en la grabación, el croata viste el calzón rojo y se aproxima al colegiado para declarar por concluido el combate y otorgar la victoria a su contrincante. Sin embargo, el boxeador en vez de darle la mano le propina un fuerte puñetazo.

Vido Loncar ha sido suspendido de por vida tras este lamentable incidente.