Compartir

Tarde de radio o de páginas web. No queda otro. Un solo televisor no es suficiente para conocer al detalle todo lo que ocurra en una jornada de infarto. A las 9 de la noche, cuando acaben los partidos, puede haber un campeón y un descendido, o que ni por arriba ni por abajo se decida nada y tengamos que esperar siete días más.

A la liga de dos -así ha sido desde casi una década-, este año se le incorporó desde el inicio un incómodo equipo, la gran sorpresa de esta temporada, el Atlético de Madrid. A base de entrega y partido a partido, el conjunto del Cholo Simeone tiene ante sí la oportunidad soñada por los rojiblancos desde hace 18 años. En la temporada 95/96, el Atleti de Pantic, Kiko o Caminero se proclamaba campeón ante el Albacete en el Vicente Calderón. Hoy, puede hacer lo propio ante el Málaga.

Para que en la Ribera del Manzanares se cante el alirón, el FC Barcelona tiene que pinchar en su visita al Martínez Valero. El campo alicantino no es un terreno fácil, y más cuando los de Fran Escriba quieren evitar el descenso a toda costa, pero los pupilos del Tata Martino saben que no pueden perder “una oportunidad totalmente inesperada”, Pedro dixit. Un empate o una derrota dejan en bandeja la liga al actual líder.

Por la zona de descenso, hay seis equipos en cuatro puntos. El partido con más picante de la jornada, por enfrentarse dos rivales directos, se vivirá en Los Cármenes. El Granada recibe en casa al Almería. Si ganan los locales hunden a los visitantes. En el resto de encuentro, Osasuna, Getafe y Valladolid no tendrían que tener problemas para ganar.

Carguen la batería de sus ordenadores o pónganle pilas a la radio porque se presenta una jornada alta tensión.