Compartir

Los árbitros tuvieron que ser escoltados hasta el túnel de vestuarios pero en este camino, mientras varios seguidores son apartados de su camino y vuelan objetos, el reconocido músico esloveno Zoran Predin, un habitual de los espectáculos deportivos, llega por detrás y le da un puñetazo en la cabeza al colegiado principal, el portugués Luis Lopes.

El italiano Carmelo Paternico y el español Óscar Perea, que completaban la tripleta arbitral, se apresuraron a tomar el túnel de vestuarios. Predin, detenido por la policia tras la agresión, se arrepintió instantes después en declaraciones a RTVSLO: “Recordaré esto y probablemente no lo voy a repetir. Los fans no deben comportarse así. No lo volveré a hacer”.