Compartir

El caso más cercano es el de Pepe. En diciembre de 2009 Pepe sufrió una rotura del ligamento cruzado anterior, la misma lesión que ha sufrido Falcao. Fue operado por el mismo cirujano portugués que intervino al colombiano y cinco meses después de pasar por quirófano regresó a los entrenamientos, para después poder disputar el Mundial de Sudáfrica 2010 con Portugal. Falcao espera vivir una situación similar a la del defensa central del Real Madrid.

Francesco Totti fue otra de las grandes estrellas que estuvo muy cerca de perderse un Mundial por culpa de una lesión. El legendario jugador de la Roma sufrió una grave lesión al comienzo de la temporada 2005-2006 y Marcelo Lippi temió que no podría contar con él en el Mundial de Alemania 2006. Al jugador se le colocó una plaza de estabilización para situarle los
ligamentos del tobillo en la posición correcta, lo que le ayudó para llegar a la Copa del Mundo
. Totti estuvo con Italia en Alemania 2006 y fue pieza clave para que los italianos ganaran el Mundial.

Franco Baresi o Juninho Paulista fueron otros de los jugadores que se recuperaron a tiempo de graves lesiones y estuvieron en disposición de disputar un Mundial, aunque en el caso del brasileño no fue convocado por su seleccionador. El entonces mediapunta del Atlético de Madrid sufrió una brutal entrada de Míchel Salgado que le dejaba fuera del Mundial. Milagrosamente se recuperó a tiempo para viajar a Francia 98, pero Mario Zagallo le dejó fuera de la convocatoria.

Estos son algunos de los precedentes en los que se debe apoyar Radamel Falcao para alimentar sus esperanzas de disputar el Mundial de Brasil 2014 con la selección de Colombia.