Compartir

Tras saldar con empate el esperado duelo ante el Barça, el Atleti vuelve a su torneo fetiche, una competición que, a pesar de su excelente desempeño en la Liga BBVA y la Liga de Campeones, quiere seguir “respetando” al máximo, tal y como ha resaltado su técnico Diego Pablo Simeone.

En teoría, el 'Cholo' vuelve a conceder minutos a jugadores menos habituales como Guilavogui, Adrián y Sosa, el último fichaje que podría debutar con la camiseta rojiblanca. Con todo ello, los colchoneros querrán hacer bueno el gol de Raúl García en Mestalla.

Para ello, querrán mantener la condición de fortín del Vicente Calderón, donde sólo el FC Barcelona ha sumado dos empates este año, en Supercopa y el pasado sábado, y donde Thibaut Courtois, a gran nivel, y su defensa sólo han permitido seis goles.

Enfrente tendrán al Valencia, un rival al que la llegada de Pizzi ha reactivado a la plantilla 'ché', aunque en Balaídos se dejó remontar un 0-1 ante el Celta. A falta de que lleguen refuerzos en ataque, eliminar al campeón sería un gran espaldarazo para el nuevo entrenador, que no podrá contar con Víctor Ruiz y está pendiente de la evolución de los 'tocados' Jeremy Mathieu y Ricardo Costa.

En el otro partido del martes pondrá en acción al Racing de Santander, único superviviente de la Segunda División B que visitará al Almería. Líder del Grupo I en la categoría de bronce del fútbol español, el equipo cántabro espera reponerse al cansancio de una viaje de más de doce horas en autobús para prolongar su sorpresa.

En el estadio de los Juegos Mediterráneos espera un Almería con ventaja momentánea después del empate (1-1) del encuentro de ida. Tras encajar un set en su visita a San Mamés, el conjunto andaluz quiere resarcir a su afición pese a las bajas de Rodri, Nelson, Hans Martínez y Jonathan.