Compartir

Javi Gracia, sustituto de José Luis Mendilibar tras los cero puntos del equipo en las tres primeras jornadas, está aprovechando el parón liguero por los compromisos de las selecciones nacionales para inculcar a la plantilla el estilo de juego que quiere implantar.

El técnico pamplonés ha ordenado varias sesiones dobles desde que cogió al equipo el pasado jueves y, tras el único día de descanso de ayer, ha reanudado los entrenamientos hoy con trabajo específico en el gimnasio.

“Cada entrenador tiene su forma de entrenar y su forma de trabajar. Uno de los aspectos que ha recalcado es el nivel físico, que a lo mejor nos hacía un poquito más de falta. Esta mañana hemos empezado con el trabajo de fuerza y gimnasio y creo que puede ser positivo”, ha dicho el portero Andrés Fernández al respecto.

Osasuna, pendiente del regreso entre el miércoles y el jueves de los internacionales Francisco Silva, Ariel Núñez y Raoul Loé, afrontará el partido en Getafe con las bajas seguras de Miguel Flaño y de Juan Francisco Martínez “Nino”.

Javi Gracia espera contar con Manuel Ortiz “Lolo”, que puede recibir el alta médica esta semana, y previsiblemente también dispondrá de Marc Bertrán, Miguel De las Cuevas y Emiliano Armenteros, quienes arrastran diversos problemas físicos.