Compartir

El conjunto que dirige Miroslav Djukic debía de haberse enfrentado en este encuentro a Los Angeles Galaxy, pero la organización del torneo informó vía fax al Valencia que finalmente su rival sería el Everton, que perdió en las semifinales de la Conferencia Oeste ante el Real Madrid (2-1).

Ante el Inter de Milán, el Valencia consiguió la primera victoria de la pretemporada, tras la disputa de cinco partidos, pero al margen del triunfo destacó el buen juego del equipo español y su reencuentro con el gol, ya que marcó el doble de tantos que todos los conseguidos en sus cuatro anteriores partidos amistosos.

En este encuentro, Djukic hizo un ensayo muy serio de cara al partido inaugural de la Liga BBVA, que jugará el día 15 ante el Málaga en Mestalla, y de hecho sólo realizó un cambio a lo largo de los 90 minutos.

La duda reside en saber si el técnico dará continuidad a este once que tan buenas sensaciones ofreció o si bien dará minutos a los futbolistas que no participaron en el anterior encuentro, que es lo más probable, ya que este sábado el Valencia jugará ante el Olympiacos, en el partido de presentación ante su afición, su último partido de pretemporada, en la prueba final antes del inicio oficial de la temporada.