Compartir

“Ese éxito nos lo tendríamos que haber hecho nuestro. Se tendría que haber vendido el éxito del Barça y de Cataluña por todo el Mundo, porque España con la misma estructura y peores jugadores -sin Messi- lo ha ganado todo” ha asegurado Núñez en unas declaraciones a 'Catalunya Ràdio'.

Núñez, que se apartó de la escena barcelonista después de que dejara la presidencia en 2000, admite que se equivocó al no denunciar las pérdidas anunciadas por el Barcelona cuando abandonó la presidencia Joan Laporta, líder en los últimos años del nuñismo del movimiento 'Elefant Blau' y posteriormente dirigente del club entre 2003 y 2010.

“Laporta presentó un déficit de 17.000 millones (de pesetas). Después de 22 años de mi mandato, eso era gravísimo. Todo el mundo lo aceptó, nadie decía nada. Tuve que dar un paso y no lo hice. Tendría que haber presentado una demanda, me siento culpable de no haber hecho esto. Pero no quise entrar en polémicas”, ha dicho.

El expresidente de Barça considera que al disponer en la plantilla del equipo de tantos jugadores procedentes de la Masia, el presupuesto del club tendría que ser mucho más bajo. “La entidad tendría que tener un fondo social de unos 30.000 millones de pesetas y ahora tenemos menos de 18.000 millones de pesetas”, ha insistido.

En cuanto a los grandes jugadores y entrenadores que tuvo a sus órdenes, Núñez ha recordado que Johan Cruyff fue “muy rentable” para el club y ha explicado que era “el hombre ideal para parar todos los golpes externos”.

“Con los grandes jugadores no tuve suerte”, ha insistido Núñez. Ha explicado que Maradona sufrió una hepatitis y fue a visitarlo a un casa que el argentino tenía en Calella: “Estuvimos cenando y en la puerta había un coche lleno de chicas esperando”, ha explicado como anécdota.

También recuerda el secuestro de Quini, la grave lesión de Bernd Schuster y también otra grave lesión sufrida por el holandés Ronald Koeman.

Ha asegurado que por lo general “los agentes de los futbolistas son conflictivos” y cuando se le ha preguntado por el mejor fichaje realizado por su directiva recuerda que Ronaldo fue “un gran jugador”, mientras que Koeman y Simonsen además “eran grandes personas”.

Pero para Núñez uno de los mejores fichajes recientes del Barça ha sido que Jose Mourinho se haya ido del Real Madrid. Ha explicado que en su época en el Barça, Mourinho que fue ayudante de Bobby Robson y de Louis van Gaal, cobraba “veinte millones de pesetas”.

No ha querido hacer ningún comentario sobre la venta de David Villa al Atlético de Madrid. “Me gusta ser respetuoso con lo que hace esta junta directiva”, asegura Núñez, quien admite que cuando dejó el club se sacó un peso de encima.

“Hacía 22 años que estaba en el club. Quería hacer el Barça 2000 -un plan para reformar el entorno urbanístico del Camp Nou-, una zona deportiva, 4 campos de fútbol, pero no fue posible…”, ha insistido.

Preguntado sobre si en el barcelonismo ha faltado gratitud hacia su persona, Núñez indica que lo tiene superado. “Siempre miro las cosas positivas, me ha gustado siempre se transparente y abierto”, ha insistido.