Compartir

Una pareja de Pinos Puente (Granada) respira algo más tranquila después de dejar de “compartir” habitación con una colmena de 80.000 abejas.

Según relatan, en las últimas semanas la “convivencia” se había vuelto una auténtica pesadilla por culpa del zumbido. Las abejas se encontraban al otro lado de la pared de su habitación.

Un experto en retirar este tipo de colmenas, Sergio Guerrero, tardó hasta siete horas en poder retirarlas. Según ha explicado al diario ‘Ideal’, “una reina es capaz de poner hasta 1.400 huevos diarios”.