Compartir

El discopub Chaplins Bar de Benidorm (Alicante) ofrece espectáculos donde personas con enanismo se disfrazan y bailan para divertir al público y, entre sus servicios, propone a sus clientes la posibilidad de “alquilar” a una de estas personas.

Así reza al menos en un tablón expuesto a la entrada del local, en el que puede leerse en inglés: “¿Quieres alquilar un enano? Pregunta en el bar por los detalles o envía mensaje Facebook-chaplinsbenidorm”.

En declaraciones a Servimedia, el abogado de la Fundación Alpe Acondroplasia, Felipe Orviz, indicó que este tipo de hechos suponen un “atentado” contra la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, ya que vulneran los artículos 5, 16 y 17 de este tratado internacional, así como otros recogidos en la Ley General de los Derechos de las Personas con Discapacidad y su Inclusión Social.

Por ello, la asociación se ha puesto ya en contacto con el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi), a fin de que éste denuncie al establecimiento ante la fiscalía, el Ayuntamiento de Benidorm y el Defensor del Pueblo.

Según Orviz, “pueden haber incurrido en vulneraciones de las normas laborales, pero también hay un posible delito de odio por motivo de discapacidad”. Por ello, “le pediremos al Ayuntamiento de Benidorm que retire la licencia a este local y también al nuevo fiscal especializado en discapacidad y al Defensor del Pueblo que actúen de oficio”.

En su opinión, con el uso del término “alquilar” se “cosifica y denigra” a estas personas, lo que vulnera la Convención de Derechos de la ONU que España ha ratificado.