Compartir

Un perro que se coló en un partido de la Federal A (tercera división argentina) que enfrentaba a los equipo de Juventud Unida de Gualeguaychú y Defensores de Belgrano de Villa Ramallo.

El portero de Defensores falló estrepitosamente en un despeje y el balón rebotó en el cuerpo de un jugador rival y el balón encaró la portería. La jugada parecía que acabaría en gol cuando un perro apareció y despejó el balón sobre la línea e impidió el tanto.

Lo más curiosos del caso es que el gol no subió al marcador y el partido acabó 3-0 para Juventud Unida.