Compartir

Un hombre de Carolina del Norte quedó bajo custodia policial tras arremeter violentamente contra el oponente al que se enfrentó su hijo durante una competición de lucha libre.

Barry Lee Jones, de 54 años, fue arrestado el sábado acusado de dos delitos (agresión y conducta violenta) tras golpear a un joven participante y desatar el caos durante un competición de lucha celebrada en la ciudad de Kannapolis, Estados Unidos, informó ‘WGHP’.

El hijo de Jones se enfrentaba a un luchador de la escuela secundaria Hickory Ridge cuando cayó al suelo en lo que el arbitro consideró una llave ilegal, momento en el que el padre entró a la carretera en la pista y se abalanzó sobre el rival tirándole al suelo.

Tras el revuelo iniciado, otros padres saltaron al tapete para tratar de parar la pelea.

El joven agredido no resultó herido durante el incidente, informó la policía. Por su parte Jones quedó bajo arresto con una fianza de 1.000 dólares.