Compartir
Archivo

Enfrentarse al papel film es un momento al que cualquier amante de la cocina tiene pavor. Es una tarea laboriosa que llega a desesperar al más ‘cocinilla’; un arte que no todo el mundo domina por lo que si tenes que cubrir los restos de la cena o la comida, estás en un lío.

Con este simple truco, cortar este fino y pegajoso papel será, a partir de ahora, cómo envolver el bocadillo en papel de plata.

El truco te dejará helado, y no sólo por su simpleza: solo tienes que guardar el rollo en el congelador.

Sí, suena extraño pero tiene su explicación científica. El frío cambia la estructura molecular del plástico y elimina la adherencia, pero no afecta a los alimentos, ya que, pasados unos minutos, el papel con el calor recuperará su estado original.

“La envoltura de plástico será mucho más fácil de desenrollar y usar. No se adhiere a sí mismo cuando hace frío, pero aún así sirve para cubrir un plato. A medida que se calienta, vuelve a ser pegajoso, pero definitivamente es mucho más fácil de manejar cuando hace frío”, explicó Carolyn Forte, trabajadora del Good Housekeeping Institute .