Compartir
RPP

Una cobra rey de cuatro metros fue capturada en el interior de una alcantarilla en el sur de Tailandia, tal y como anunció el martes una protectora de animales del país, que añadió que se trataba del trecer ejemplar más grande que han logrado rescatar.

RPP

El reptil, el más venenoso del mundo, fue hallado por el guarda de seguridad  de una urbanización privada en un tubo de drenaje del alcantarillo y precisó del trabajo de siete hombres para poder ser atrapada.

“Siete rescatistas, incluido yo, fuimos al lugar”, dijo el guarda, Kritkamon Kanghae, de 26 años.

El animal medía cuatro metros de largo y pesaba 15 kilos. Posteriormente, fue liberada en su hábitat natural.