Compartir

El festival Aquasella, al que asistieron más de 30.000 personas en Arriondas y Cangas de Onís (Asturias), contó con varias casetas de la ONG Energy Control donde se informaba sobre cómo consumir drogas de ''forma segura'', y el que se repartían unos pequeños cartones que, enrollándose, servían para esnifar droga.

No es la primera vez que esta ONG pone en marcha iniciativas de esta índole en festivales. Esta plataforma está destinada a que el consumo de drogas, viendo que es inevitable entre los jóvenes, se haga al menos de forma más segura para su salud. Energy Control presta un ''servicio de información'' para estos consumidores''. ''Hazte tu rulo. Menos riesgo. Más seguro'', rezaba el lema.

Además, en el punto de información que puso la ONG en el festival, se daban otros consejos como evitar ''piedras y cristales'' y ''lavar las fosas nasales con agua tibia para eliminar los restos de estas sustancias''.

Esta edición del festival acabó con varias detenciones por tenencia y tráfico de drogas en las inmediaciones de los recintos donde se organizaba el evento, según informa 'La Nueva España'.