Compartir

Una madre la emprendió a golpes tras entrar en la habitación de sus hijas y descubrirlas bailando twerking, un baile sensual con sugerentes movimientos de cadera.

La madre se quitó la zapatilla y no dudó en reprender a la jóvenes.