Compartir

Los jugadores de un partido de fútbol, que se disputaba entre los equipos de la segunda división ecuatoriana, el Portoviejo y el Manta F.C, se vieron sorprendidos cunado un enjambre de abejas invadió el terreno de juego, en la ciudad de Malabí (Ecuador).

Corría el minuto 26 de partido, cuando los jugadores de ambos equipos, el arbitro y los jueces de línea, se tiraron al suelo después de que los insectos sobrevolaran el verde. El partido tuvo que ser suspendido durante unos minutos con las tablas en el marcador (1-1).

Tras permanecer inmóviles en sobre el terreno de juego, la nube de abajas sobrevoló el campo y el partido pudo reanudarse.

El resultado final fue de 2-3 para los visitantes,

Afortunadamente, todos salieron ilesos.