Compartir

Pensaba que nadie le estaba viendo pero no fue así.

Un hombre fue grabado por una cámara oculta mientras escupía en la bebida de la mujer de su jefe, momentos antes de ofrecérsela.

En las imágenes, el trabajador observa con cautela a su alrededor para comprobar que nadie le mira al cometer tan vil y repugnante acto, pero no se percata que una cámara le está grabando. Después de servir un poco de agua en la taza de metal, el oficinista escupe en el vaso.

Los hechos ocurrieron en la ciudad india de Aligarh, en el estado de Uttar Pradesh, al norte del país, y tras el visionado de las imágenes, el trabajador fue despedido.