Compartir

Criar un hijo no es fácil. 

Sino que se lo pregunten a este padre de la ciudad china de Jiangkou, provincia de Guizhou  cuya hija decidió salir a dormir a la cornisa de su habitación, después de que ambos discutieran.

El miércoles, la niña de 12 años, tras ser acusada de vaga por su padre, salió por la ventana de su habitación y se acostó en la repisa de la misma, colgada del vacío, tal y como informa el portal 'Pear Video'.

Según 'South China Morning Post', el padre la regañó por ser demasiado perezosa para levantarse de la cama, y fue entonces cuando la pequeña tomó la drástica decisión.  

La menor tuvo que ser rescatada por los bomberos, que elevaron una escalera mecánica para poder alcanzarla.

Finalmente, la niña pudo ser trasladada a un lugar seguro dónde hizo las paces con su padre.