Compartir

La Policía China busca a un hombre que se encontró varado a un delfín en una playa de la isla de Hailing, en provincia de Cantón, y se lo llevó a hombros de la costa.

Según el portal  de noticias chino 'btime', se sospecha que el hombre es un turista, que tras sacar al animal del agua, lo metió en una furgoneta y abandonó el lugar.

“Los delfines son animales protegidos en China. No importa si estaba vivo o muerto. Estuvo mal llevárselo. Debió llamar a las autoridades”, dijo un oficial en declaraciones 'Channel News Asia'.