Compartir

Si hay un personaje que encandila a todos los niños es Peppa Pig. Las historias de la cerdita y de sus amigos son vistas a diario por millones de niños en todo el mundo. 

Sin embargo, la plataforma de vídeos Douyin ha tomado la drástica decisión de eliminar este fin de semana unos 30.000 vídeos de Peppa, según 'Global Times'.

Al parecer, los responsables de esa plataforma consideran que son un “símbolo subversivo” de la contracultura y lo colocan al mismo nivel que desnudos excesivos y hombres travestidos.

Según la RAE, algo subversivo pretende alterar el orden social o destruir la estabilidad política de un país.

En noviembre de 2017, informes de padres chinos “quejándose” de que sus hijos se habían convertido en adictos a Peppa Pig causaron amplias discusiones. Algunos creen que Peppa Pig no es lo suficientemente simple como para ser solo un espectáculo para niños, ya que las historias en la caricatura presentan realidades sociales complejas.