Compartir

James Hughes, un comensal de un restaurante griego de Baltimore  (EE.UU.), capturó con su teléfono móvil el momento en el que varios platos de queso flambeado activaron el sistema antincendios del restaurante.

Hughes, quien publicó las imágenes en YouTube, dijo que él, y un grupo de compañeros de trabajo acudieron al Cava Mezze la semana pasada. El grupo pidió unos saganakis, un plato de queso que suele acabar su cocción de manera espectacular al prenderlo con fuego en la mesa de los comensales.

Cuando los camareros encendieron los cuatro platos a la vez provocaron que los rociadores de agua, situados en el techo, se activaran y empaparan a todos los clientes.

“Cuando los rociadores inicialmente se dispararon, no pudimos dejar de reír. Fue simplemente impactante, y lo pasamos tan bien toda la noche que no pudimos evitar reír”, dijo Hughes al Baltimore Sun. “El personal nos trató de maravilla toda la noche, muy atentos, y nos hizo pasar una noche memorable”.