Compartir

Una mujer ha sido multada con 500 dólares por no declarar en la aduana una manzana que le regalaron durante el vuelo.

Crystal Tadlock, una mujer de Colorado (EE.UU.), cometió un crimen, el de no tener hambre y guardar una manzana, que el personal de Delta Airlines,le había regalado cortésmente, durante un vuelo entre las ciudades de París y Denver.

Cuando recibió el presente, Tadlock no tenía hambre así que decidió guardar la pieza de fruta en su bolso para comérsela más adelante.

Una vez que llegó a suelo estadounidense, la manzana dejó de ser una fruta y se convirtió en un problema.

Al llegar a la aduana, un agente le informó que había incumplido una norma al no declarar la manzana, incluso estando envuelta en un papel coroporativo de la compañía aérea.

“Me preguntó si mi viaje a Francia había sido caro y yo dije que sí. Realmente no entendí por qué me hizo esa pregunta. Luego dijo: Va a ser mucho más caro después de que te cobre 500 dólares' “, confesó Tadlock a 'Fox 31-TV.' “Es realmente desafortunado que alguien tenga que pasar por eso y ser tratado como un criminal por una fruta”.

Un oficial de Delta en declaraciones a' The Washington Post', aseguró que la comida “se da con la intención de que se consuma a bordo”.

Y desde la compañía se animó a los usuarios a “seguir los protocolos de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos”.