Compartir

Debe ser que la primavera la sangre azul altera.

La Monarquía y el sentido del humor son comunes a todos los españoles, y cuando se mezclan, el resultado es explosivo: