Compartir

Un temporal de nieve despedirá este lunes el último día completo del invierno, puesto que la primavera llegará este martes a las 17.15 (hora peninsular), debido a la llegada de una borrasca atlántica que barrerá la península de norte a sur y que ha obligado a la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) a activar avisos en las 15 comunidades autónomas de la península.

Un total de 41 provincias tienen avisos por nieve, sobre todo en la mitad norte peninsular (nevará en las playas cantábricas); viento, especialmente en la mitad sur, o temporal marítimo en el litoral del norte, el Mediterráneo peninsular e incluso Ibiza y Formentera.

La prediccion de la Aemet, recogida por Servimedia, indica que solamente se libran de los avisos las provincias de A Coruña, Alicante, Córdoba, Huelva, Las Palmas, Pontevedra, Sevilla, Santa Cruz de Tenerife y Valladolid.

Hay probabilidad de precipitaciones fuertes o persistentes en el Cantábrico, vientos fuertes en amplias zonas de la península y nevadas en cotas bajas de la mitad norte y sierras del sureste peninsular. El cielo estará nuboso o cubierto en gran parte de la península.

Además, este lunes hará frío en muchas zonas porque las temperaturas bajarán en toda la península salvo el tercio este y Andalucía, y los termómetros marcarán entre cinco y 10 grados menos de lo normal en toda la península salvo las provincias mediterráneas.

Hará menos de 10ºC en toda la mitad norte peninsular salvo parte del valle del Ebro y puntos del litoral, así como en la Meseta Sur. Las capitales más frías serán Segovia (3ºC como mucho), Ávila (4), Burgos y Cuenca (5), y Cuenca, Palencia y Valladolid (6).

NEVADAS COPIOSAS

El fenómeno adverso más extendido será la nieve, puesto que hay avisos en 33 provincias. Con el aviso naranja están Asturias (35 centímetros en la Cordillera Cantábrica y Picos de Europa, 20 en el suroeste y 15 en Valles Mineros), Cantabria (20 en Liébana y 15 en el centro y el valle de Villaverde), León (20 en la Cordillera Cantábrica), Navarra (18 en el centro y la vertiente cantábrica), Álava (16 en la cuenca del Nervión y 10 en Llanada y la Rioja alavesa), Guipúzcoa y Vizcaya (16 en el interior), Segovia (seis en la meseta) y Barcelona (cinco en la depresión central).

Hay aviso amarillo por nevadas más débiles en el resto de Asturias, Cantabria, Guipúzcoa y Vizcaya (es decir, nevará en la costa), así como de Segovia. También cuentan con la alerta amarilla zonas del norte peninsular (Ávila, Barcelona, Burgos, Castellón, Girona, Huesca, La Rioja, León, Lleida, Lugo, Navarra, Ourense, Palencia, Salamanca, Soria, Tarragona, Teruel, Zamora y Zaragoza), el centro (Albacete, Cáceres, Cuenca, Guadalajara, Madrid) y el sur (Granada, Jaén y Murcia).

La cota de nieve estará inicialmente entre 600 y 800 metros en el extremo norte peninsular y de 900 a 1.100 metros en el resto de la mitad norte, si bien tenderá a bajar hasta entre 300 y 600 metros e incluso ocasionalmente podría nevar a orillas del mar Cantábrico. En el sureste será superior a 1.000 metros, aunque bajará a entre 600 y 900.

VIENTO Y OLEAJE

Por otro lado, los avisos por viento afectan a 23 provincias. Las rachas más elevadas se producirán en Asturias, con 100 km/h en la Cordillera Cantábrica y Picos de Europa. El resto tendrán rachas de 70 a 85 km/h, tanto en la mitad norte peninsular (Ávila, Cantabria, Castellón, La Rioja, León, Madrid, Salamanca, Segovia y Tarragona), como en la mitad sur (Albacete, Almería, Badajoz, Cáceres, Cádiz, Ciudad Real, Granada, Jaén, Málaga, Murcia, Toledo y Valencia) y las islas de Ibiza y Formentera.

Y los avisos por fenómenos costeros están activos en 11 provincias. El único naranja está en Almería, por olas de hasta cuatro metros, y el resto son amarillos, concretamente en provincias cantábricas como Asturias, Cantabria, Guipúzcoa y Vizcaya, y mediterráneas como Cádiz, Girona, Granada, Málaga, Murcia y Tarragona, donde se esperan olas de hasta tres metros.