Compartir

El pasado 7 de diciembre, una mujer que se alojaba en un hotel del condado de Yanshou, en el norte de China, cayó desde el noveno piso del edificio, por causas todavía desconocidas. 

Su cuerpo acabó impactando contra una repisa del segundo piso. Con graves heridas, la mujer fue arrastrándose hacia la cornisa desde donde cayó por segunda vez.

Afortunadamente, la multitud y los cuerpos de seguridad estaban controlando la situación y la mujer pudo ser rescatada de su segundo desplome, y según informó 'CGTN', se encuentra fuera de peligro. 

El incidente fue grabado por un transeúnte que se encontraba en el lugar de los hechos.