Compartir

Hace dos semanas, unos 200 presos se fugaron de sendas cárceles en la región del Amazonas, al norte de Brasil.

De todos ellos, Brayan Bremer ha revolucionado las redes sociales por relatar a través de Twitter y Facebook su particular odisea. 

A las dos horas de fugarse, Bremer subió a Twitter un 'selfie' donde aparecía junto a otro compañero, ambos escondidos en la frondosidad de la jungla amazónica. Desde entonces ha retransmitido su vida como prófugo de la justicia; incluso llegó  publicar un encuesta en la red social sobre “que hacer cuando huyes de la cárcel“.

También ha escrito varios mensajes en los que se plantea escribir un libro sobre su escapada o dedicarse a la prostitución. A su vez, asegura adorar la batería y el 3G de su teléfono móvil.

El joven prófugo ha despertado la creatividad de los internautas quienes no han parado de publicar diferentes memes y bromas sobre su huida.